Emisión de la Radiodifusión Checa para el Exterior 
17-12-2018, 10:35 UTC
Música del renacimiento checo
 









El canto religioso estaba relacionado con la música instrumental, según lo testimonian notas e ilustraciones en los cancioneros, en las iglesias católicas los jesuitas reforzaron considerablemente la parte instrumental de las composiciones. De nuevo se ganó un reconocimiento general el órgano. En muchos lugares fueron instalados nuevos instrumentos de los cuales el más famoso es el órgano en la catedral de San Vito de Praga, acabado en 1567 por el fabricante de órganos de Ceské Budejovice, Jáchym Rudner.

Krystof Harant de Polzice La institución musical más grande y más significativa de Bohemia fue la orquesta de la corte. Fue fundada por el rey Fernando I (1526-1564) como un conjunto de cantantes con dos organistas. Durante el reinado de Maxmiliano (1564-1576) se amplió por varios instrumentistas alcanzando el mayor esplendor durante el reinado de Rodolfo II. Pocos nombres checos aparecieron en la orquesta, en la mayoría de los casos sus integrantes fueron holandeses, españoles, alemanes e italianos. Philippe de Monte (1521 - 1603), autor de misas, motetes y madrigales, fue director de la orquesta durante 35 años y hasta su muerte. Siguiendo el ejemplo de la corte imperial la música fue cultivada con mucho esmero también por la nobleza en sus palacios de campo. En la segunda mitad del siglo XVI se hizo famosa la orquesta de los Rosenberg de Krumlov durante la vida de los dos últimos gobernadores de esa estirpe noble, Vilém y Petr Vok. En los dos primeros decenios del siglo XVII quizá la mayor orquesta se encontraba en el castillo de Pecka. Fue creada por el noble Krystof Harant de Polzice (1564 - 1621), escritor, guerrero, cortesano y diplomático, quien por su participación en la sublevación de los estamentos checos fue decapitado. De sus obras se han conservado hasta hoy el moteto para seis voces Qui confidunt in Domino (Los que creen en el Señor, 1598), el moteto para cinco voces Maria Kron y la misa preciosa para cinco voces sobre una madre sufriente Missa quinis vocibus super Dolorosi martyr del madrigal popular de Marenzio. A parte de ello está comprobada la existencia de fragmentos de otras cuatro obras vocales de las cuales la más interesante es la composición con letra checa Que Dios te dé la felicidad (Dejz tobe Pán Buh stestí).

Con mucha frecuencia se tocaba el laúd, como solo o parte de la orquesta. En la Praga rodolfina destacaba el intérprete Jan Vencálek. Para el laúd se arreglaban asimismo composiciones vocales, como lo testimonia por ejemplo la transcripción de la canción alemana de Regnart, cantada probablemente en una versión checa. Del siglo XV, pero en mayor parte del siglo XVI conocemos melodías de algunas canciones populares checas, como por ejemplo Verdón, pajarito de plumas verdes (Cízku, ptácku zeleného perí), Por qué está el barbadejo en el arroyo (Proc kalina v struze stojí), Está el tilito en el vasto campo (Stojí lipka v sirém poli), Dorna camina por el prado (Dorna chodí po louce), entre otras. Se han conservado en la mayoría de los casos como el estribillo de una canción religiosa.

Compositores significativos

Philippe de Monte(1521 - 1603)
Jacobus Gallus(1550 - 1591)
Krystof Harant de Polzice(1564 - 1621)
Jan Vencálek (1598 - ?)